jueves, agosto 02, 2007

El mes de Amézaga


Mexicanos en GL. Julio


Julio, un mes definitivo en grandes ligas, el parteaguas, vio un duelo magnífico entre Ricardo López y Yovani Gallardo, la consolidación de varios peloteros mexicanos, el propio Yovani, Oliver Pérez, Joakim Soria y un sorprendente Alfredo Amézaga, la crisis de otros, como Jorge de la Rosa y el mismo López y el desplome definitivo (para 2007) de Jorge Cantú. Lo celebrable es que tenemos dos estrellas en ciernes y un jugador que, con base en disciplina y riñones, ha pasado de sustituto perenne a titular indispensable.

Aquí su seguimiento, siempre de acuerdo con el desempeño acumulado en la temporada:

Oliver Pérez. ¿Qué se le puede pedir a un pitcher que tuvo 1.40 de carreras limpias en julio? Que controle sus nervios fildeando. Oliver se mantuvo intratable durante el mes, ya que sus tres salidas fueron de calidad. Las primeras fueron victorias, pero en la última, un error suyo –cuando tenía a los Piratas comiendo de la mano con un mísero infield hit- abrió la puerta para un rally y para su derrota. El sinaloense se consolida como uno de los puntales de los Mets y terminó el mes con 9-7, 2.84 de limpias y 108 chocolates. Inició agosto con una apertura mediocre, pero con muchos ponches y que terminó en victoria.

Adrián González. El inicialista de San Diego tuvo un slump muy largo: de mediados de junio a mitad de julio. En la segunda quincena su bat, al fin, despertó. Está en veremos si se calienta de veras. Sus números en julio: .247 con sólo 2 cuadrangulares y 12 impulsadas, para un total de .269 con 16 vuelacercas y 63 remolcadas.

Joakim Soria. “Si yo fuera Octavio Dotel, no me sentiría seguro en el puesto”, escribimos el mes pasado. Ahora Dotel está con los Bravos de Atlanta y Joakim es el cerrador oficial de los Reales. Ha hecho en menos de un año lo que a otros les toma más de un lustro. Por lo general, se mantuvo intratable, lanzado séptimo y octavo inning en la lomita de Kansas City. La única vez que le pegaron, perdió el partido. Como cerrador, ya en agosto, salvó el juego en su primera oportunidad. Sus números del mes: 0-1, con 2.53 de carreras limpias. Los del año: 1-3, con 2.38 de limpias y 11 salvamentos.

Yovani Gallardo. No podía pasar mucho tiempo antes de que el chico de La Piedad, que había sido mandado al relevo largo por Milwaukee, regresara a la rotación, que es donde pertenece. Una lesión de Ben Sheets le dio la oportunidad. En lo que va de su corta carrera, ha iniciado seis partidos. En todos ha dejado a su equipo con ventaja, pero tres de ellos se los ha tirado el relevo. Derrick Turnbow parece que la tiene contra él, porque le ha echado a perder dos, y estuvo a punto de desperdiciarle otro, si el manager no envía un tapón. Yovani tiene marca de 3-1 (su única derrota fue en relevo), con 2.72 de limpias y 40 ponchados.

Alfredo Amézaga. El sonorense sigue repuntando, y luce en los jardines, en el cuadro, corriendo las bases y –de vez en cuando- hasta con el bat. Suplió con eficiencia a Hanley Ramírez en el campocorto y regresó al central, y a su puesto habitual en el orden al bat, cuando el dominicano regresó. En julio bateó para .299, conectó un jonrón, tres triples y se robó tres bases. Lleva .271, 2 cuadrangulares, 8 triples, 38 anotadas, 24 producidas y 12 robos. Nada que ver con sus números de anteriores campañas.

Luis Ayala. Pronosticábamos que Luis Ayala pronto estaría lanzando la octava entrada, preparando el cierre para los Nacionales de Washington. Ya lo hace, lo que quiere decir que su recuperación física es cierta. Se ha visto dominador, por lo general. Para su desgracia, las únicas dos veces que no lo fue, entró con el partido cerrado y cargó con la derrota. Su récord es 0-2, con 2.70 se carreras limpias.

Rodrigo López. Tuvo dos salidas magníficas en julio. Una la ganó. En la otra, lanzó pelota de un hit (un cuadrangular) y se enfrascó en tremendo duelo con Gallardo, que terminó en extrainnings. Tuvo una salida regular, y dos malas, en las que se llevó el descalabro. A fin de mes, le diagnosticaron problemas en el tendón flexor del brazo derecho, con lo que posiblemente la temporada terminó para él. En el mes: 1-3, con 5.02 de carreras limpias; en el año 5-4, con 4.42.

Oscar Villarreal. Ha tenido bastante actividad como relevo intermedio de los Bravos de Atlanta, y sigue siendo un lanzador confiable. Su PCL subió en julio: a 3.38 su record de ganados y perdidos se mantiene en 1-0.

Dennis Reyes. El especialista zurdo de los Mellizos de Minnesota sigue mejorando y se parece cada vez más al del año pasado. Sólo una vez le pegaron en el mes (que terminó con 2.53 de limpias) y ha aceptado sólo dos carreras en sus últimas 20 apariciones. Nada mal. Rapiñó una victoria, para poner su marca en 2-1 y mejoró su efectividad a 3.86.

Jorge de la Rosa. Buddy Bell se preguntaba, en voz alta, cuál será el Jorge de la Rosa que irá hoy al montículo. Igual sale majestuoso que descontrolado y fácil de batear. En el mes tuvo 3 salidas de calidad, que ganó, y en una blanqueó a los Yanquis, que comieron de su mano como pichoncitos, otra fue malona y las otras dos, un desastre total. A eso le dicen no ser confiable. En julio tuvo 3 ganados, 2 perdidos y 5.68 de limpias; en el año: 8-11 con 5.46. A fin de mes, problemas con sus ampollas y ahora también con el hombro amenazan con enviarlo a la lista de lesionados.

Edgar González. Definitivamente al de San Nicolás de los Garza le acomoda más abrir juegos que entrar al relevo. En el mes, entró siete veces a apagar fuegos para Arizona, y en tres de ellas le pegaron duro. En una se vio muy bien y rapiñó la victoria, poniendo su marca en 4-2 con 5.29 de limpias (julio: 1-0, pero con 7.30).

Juan Castro. El de Cincinatti estuvo un rato a principio de mes, se lesionó, volvió a jugar y se lesionó peor. Le espera una cirugía reconstructiva del codo. Fin de temporada con sólo .180 y 5 producidas (y algunos buenos lances a la defensiva).

Jorge Cantú. El de Reynosa regresó a Durham, en AAA, luego de ser usado muy poco y fallar casi siempre. No dio un solo hit en julio, lleva un miserable .207, con cuatro producidas y sin jonrón y es improbable que regrese a Tampa. Si lo volvemos a ver en grandes ligas –y ojalá sea así, porque tiene un gran talento- será con otra franela.

Elmer Dessens: (1-1, 6.60) sigue lesionado, Humberto Cota (.286, 0, 3), en AAA, Oscar Robles (.238, 0, 2), lesionado y dicen que ahora sí Esteban Loaiza va a regresar de sus lesiones.

No hay comentarios.: